El Embajador - Embajada de Venezuela en EE.UU.
15035
page-template,page-template-full_width,page-template-full_width-php,page,page-id-15035,bridge-core-1.0.3,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-theme-ver-18.0.5,qode-theme-bridge,disabled_footer_bottom,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-5.7,vc_responsive
 

El Embajador

Carlos Vecchio

 

En febrero de 2019, el Presidente Interino Juan Guaidó designó al abogado Carlos Vecchio como Embajador de la República Bolivariana de Venezuela ante los Estados Unidos, con el aval de la Asamblea Nacional. Durante la ceremonia de aceptación de credenciales diplomáticas, realizada en el 8 de abril de 2019, el Presidente Donald Trump afirmó que Carlos Vecchio era “el primer Embajador de Venezuela en Estados Unidos en 8 años y su nombramiento se da en un momento histórico en el que el Presidente Guaidó ha fijado con coraje una ruta para los venezolanos”.

 

Carlos Vecchio es abogado egresado de la Universidad Central de Venezuela, con postgrado en Derecho Tributario en la misma casa de estudios superiores. Tiene una Maestría en Administración Pública de la Escuela Kennedy de la Universidad de Harvard. Gracias a su alto desempeño académico, recibió la beca Fullbright y obtuvo un Master en Leyes en la Universidad de Georgetown en Washington D.C. En 2013 obtiene el título del programa Maurice R. Greenberg World Fellow Program de la Universidad de Yale.

 

En junio de 2014 salió al exilio en los Estados Unidos, luego de que el 17 de febrero de ese año el régimen de Nicolás Maduro emitiera una infame orden de captura en su contra, por su lucha junto a Leopoldo López en contra de la dictadura. Antes de partir al exilio Carlos Vecchio permaneció en clandestinidad durante 108 días.

 

Desde el exilio se convirtió en uno de los principales voceros y actores internacionales por la restitución de la democracia en Venezuela y contra el régimen de Nicolás Maduro. Su trabajo estuvo enfocado en denunciar la grave situación humanitaria y de violación de derechos fundamentales en su país, sosteniendo reuniones y encuentros internacionales del más alto nivel, al tiempo que se dedicó a organizar y movilizar a la diáspora venezolana en favor de la lucha por la libertad de Venezuela. Su esfuerzo y compromiso durante estos años ha sido factor clave en el reconocimiento y apoyo de la comunidad internacional a la lucha que está librando el pueblo venezolano por restablecer la democracia en el país, en la presión que la comunidad internacional ha establecido contra el régimen usurpador en Venezuela, y el reconocimiento mundial al drama humanitario del pueblo venezolano y las acciones para llevar ayuda humanitaria a los millones de venezolanos que hoy sufren.

 

Carlos Vecchio es cofundador del partido político Voluntad Popular, junto a Leopoldo López y Juan Guaidó, en el cual se ha desempeñado como Coordinador Nacional Político desde que fue electo en 2010. Bajo su coordinación política, Voluntad Popular se ha convertido en símbolo de lucha por los derechos políticos y sociales en Venezuela. Ha sido coordinador en las campañas presidenciales de los candidatos de oposición Henrique Capriles Radonski y Leopoldo López. Fue precandidato a la Asamblea Nacional de Venezuela en las primarias de la Mesa de la Unidad Democrática de 2010 y precandidato a la Alcaldía de Chacao en 2008. En momentos de necesaria unidad para el país, su renuncia a la candidatura reflejó de manera aleccionadora su talante íntegro y profundamente democrático, pero sobre todo su convicción de que solo con la Unidad de todos sería posible poner fin a la dictadura.

 

A través de la Asociación Civil “Ciudadanía Activa”, la cual fundó en 2002, Vecchio ha sido activista por los derechos humanos desde donde asumió la promoción y defensa de los derechos, civiles humanos y políticos de todos los ciudadanos, así como la preservación y la restitución de los principios y valores democráticos en Venezuela.

 

Carlos Vecchio nació el 6 de junio de 1969 en la ciudad de Caripe, en el estado oriental de Monagas. Como Excelentísimo Embajador de la República Bolivariana de Venezuela ante los Estados Unidos ha jugado un rol clave en convertir la causa humanitaria y libertaria de Venezuela en una lucha bipartidista, logrando resultados concretos contra el régimen usurpador y avanzando hacia el cese definitivo de la dictadura en Venezuela.